lunes, 2 de abril de 2012

Joyero monsefuano muere en accidente en Venezuela

Maracaibo - Venezuela : La vida de Carlos Próspero Cumpa Palencia (48) llegó a su final este domingo en horas de la mañana, cuando perdió el control de su camioneta y colisionó contra un gran árbol ubicado en la avenida Universidad.

Un accidente de tránsito registrado a tempranas horas de la mañana de este domingo en la avenida Universidad de Maracaibo, específicamente frente al Maczul, dejó como saldo una persona muerta. La víctima fue identificada como Carlos Próspero Cumpa Palencia, de 48 años de edad, quien conducía una camioneta negra la cual colisionó contra un gran árbol a un lado de la vía.

Según sus paisanos, el infortunado hombre,quien era de nacionalidad peruana, estuvo durante la noche del pasado sábado en el sector 18 de Octubre compartiendo e ingiriendo licor con varios amigos. Presumen que cuando se dirigía a su residencia establecida en la misma avenida Universidad, se quedó dormido y en consecuencia chocó.

El cuerpo de Carlos Próspero fue encontrado por las autoridades que se presentaron en el sitio, aprisionado entre el volante y el asiento izquierdo de su camioneta marca Great Wall, placas AFY-33V, la cual durante el impacto, se volcó quedando en medio de la transitada carretera con los cauchos hacia arriba. La misma fue llevada al estacionamiento judicial Las Mercedes.

Según lo expresado por algunos funcionarios de Tránsito Terrestre, el peruano pudo haber sufrido un infarto mientras conducía y por tal motivo, perdió el control de su vehículo. Sin embargo, ésta hipótesis será corroborada al término de la autopsia que un grupo de médicos forenses le practicarán en la morgue de la Facultad de Medicina de Luz.

Carlos Próspero Cumpa Palencia tenía 18 años radicado en Venezuela. Era orfebre de oficio y habitaba junto a su esposa y dos hijos cinco y 10 años, respectivamente. Era oriundo del distrito peruano de Monsefú, ubicado en la provincia de Chiclayo. Sus familiares consternados por el lamentable hecho, aseguraron que la víctima era deportista y acostumbraba jugar fútbol.

Por : José Gregorio Flores

No hay comentarios: